¿Cuánta gente da propina realmente? Una guía completa

La cantidad adecuada para una propina es muchas veces un misterio. En Alemania, es habitual dejar una propina del 10 %; en EE. UU. es un asombroso 20 % y, en Japón, sentirás el rechazo si se te ocurre dejar un céntimo de más antes de irte.

¿Cuándo se debe recompensar un buen servicio? ¿Cuándo nos podemos ahorrar el gasto?

Las propinas no tienen por qué ser un galimatías incomprensible.

Con esta guía tratamos de arrojar algo de luz en la oscuridad respondiendo a la pregunta: ¿Qué propina deberías dejar en los distintos países y para los distintos servicios?

Una ley no escrita: propinas en Alemania

¿Recuerdas la última vez que dejaste propina en un restaurante?

¿No?

Puede que respondas fácilmente, porque salir a cenar y dejar propina en tu país de residencia quizá sea prácticamente un acto reflejo.

Algo parecido a una ley no escrita.

En hostelería, es habitual dejar aproximadamente un 10 %. Ese dinero es un reconocimiento tanto al servicio recibido como a la calidad de la comida.

De hecho, esa fue la costumbre en Europa durante la Edad Media. La gente dejaba propinas a los artesanos y mozos con la esperanza de recibir un servicio mejor o más rápido. Con ese dinero extra, bebían a la salud del cliente.

Aunque recompensar un buen servicio tiene sus ventajas, con el paso del tiempo la cultura de la propina ha tenido un impacto negativo sobre los salarios. A medida que los propietarios de los negocios se daban cuenta de los ingresos extra de sus empleados, empezaron a reducir sus salarios.

Esta circunstancia sigue siendo motivo de polémica a día de hoy.

Actualmente, una cláusula del Código Industrial Alemán garantiza que los empleadores no pueden contar con las propinas que dejan los comensales en un restaurante para completar el sueldo de un empleado.

"Una propina es una suma de dinero que un tercero entrega sin obligación legal, sumada al pago de los servicios por parte del empleador".

Técnicamente, por lo tanto, si un servicio en particular no te satisface en Alemania, no tienes obligación de dar propina.

Echemos un vistazo a otros sectores que no sean la hostelería donde también suele darse propina: peluquerías, servicios de comida a domicilio, conductores de taxis y limpieza doméstica.  

¿Cuánta propina debería dejar en la peluquería?

En Alemania, es costumbre dejar una propina del 10-15 % por un corte de pelo, lo que coloca a las peluquerías por delante de la hostelería.

¿Por qué sucede eso exactamente?

Tiene que ver con los salarios relativamente bajos del sector. Das Orange Portal señala que un aprendiz de peluquería en Alemania del Este solo gana 269 € en su primer año. Por eso, las propinas son cruciales para ayudar a los empleados jóvenes a compensar su bajo salario.

Las propinas al repartidor de pizzas

¿Qué sería de una relajada noche de Netflix sin pizza? Veamos la escena...

Un amable repartidor llega puntual, llama a la puerta y te deja la cena.

¿Por qué no dar propina?

Redondear el importe o dar uno o dos euros extra también supone una alegría para el repartidor de pizzas.

Pero, incluso en ese caso, ninguna ley te obliga a pagar por el servicio de reparto en sí. Si el pedido llega tarde, tampoco debes sentirte obligado a dar una propina.

Un pequeño extra para el conductor de taxis

Como en las peluquerías, los conductores de taxis suelen ganar el salario mínimo absoluto, lo que significa que las propinas del 10 % o más son bienvenidas, pero no obligatorias.

Gracias por el servicio de habitaciones

Si estás de vacaciones, es probable que limpien tu habitación todos los días. Por lo tanto, es previsible y adecuado que dejes propina antes de irte para agradecer ese servicio tan extraordinario y amable.

La cuantía de la propina varía según la duración de la estancia, según el periódico alemán Welt. Por ejemplo, una estancia breve de una sola noche justifica 5 € de propina. La cantidad aumenta rápidamente si te alojas durante unas vacaciones de 14 días. En ese caso, 2 € por noche es una cantidad razonable.

Siempre podría ser más: propinas en EE. UU.

Salgamos de Alemania para pasear por EE. UU. ¿Cómo van las propinas por allí?

Cualquiera que se haya ido de vacaciones a Estados Unidos ha vivido alguna experiencia parecida a esta:

Es la primera vez que entras en un bar estadounidense y vas a pagar al camarero el importe más una propina del 10 %. En lugar del agradecimiento que esperas, recibes una mirada de extrañeza. O, en algunos casos, incluso algún comentario indicando que las propinas deben ser del 15-20 %.

Es una suma generosa.

No obstante, el personal de los restaurantes en EE. UU. suele ganar menos del salario mínimo legal. Por eso, dejar una propina digna es vital.

La tasa Coperto en Italia: propinas poco habituales

Con su Coperto (la tarifa italiana por cubierto), los italianos tienen una comisión de servicio que se añade automáticamente a la cuenta por comer en un restaurante.

Por lo tanto, se considera raro dejar una propina más allá del Coperto en la hostelería, pero un camarero italiano siempre estará encantado de recibir un gesto de agradecimiento por un buen servicio en forma de propina.

Japón: el país donde dar propina es un insulto

Siguiente parada, Japón:

De todos los países del mundo, es en Japón donde la cultura de las propinas es realmente una excepción. No obstante, eso no afecta al servicio: según las críticas, un buen servicio prácticamente se da por sentado.

Como turista, si dejas propina se considera más un insulto o una ofensa que una señal de agradecimiento. La misma opinión se refleja en algunas zonas de China.

Antes de hacer la mochila y viajar a esos países, es aconsejable que te familiarices con su cultura por adelantado para evitar incómodos pasos en falso.

¿Las propinas no tienen impuestos?

¿Y los impuestos a las propinas?

Esta es la norma:

Siempre que una propina sea voluntaria, no tiene impuestos.

No obstante, si la tarifa del servicio se incluye en el menú, la cantidad se paga al dueño del establecimiento. En ese caso, la propina está sujeta a impuestos, ya que el pago no es voluntario.

Propinas en los pagos con tarjeta: cuando no tenemos suelto

A veces no está claro si puedes dejar propina con la tarjeta.

Obviamente, funciona.

No obstante, como los restaurantes y los cafés abordan las propinas cada uno de una forma diferente, siempre es buena idea preguntar a los camareros la mejor forma de dejar propina.

También varía la forma en la que los empleados reciben las propinas. Por ejemplo, sus jefes pueden transferir las propinas obtenidas a final de mes junto con el salario. No obstante, legalmente no tienen por qué incluirlas en la nómina, ya que es el agradecimiento del cliente por el excelente servicio en general. También se puede dar la propina directamente al empleado de la caja registradora, tras realizar el pago con tarjeta.

Conclusión

Hasta el día de hoy, la cuestión de cuánta propina hay que dejar sigue siendo polémica. Con todo, hay reglas básicas que se pueden seguir para evitar las caras de decepción o incluso ofender a alguien en nuestro país o en el extranjero.

Puntos clave que hay que recordar con las propinas:

- En Alemania, es habitual dejar un 10 % en la hostelería

- En los restaurantes de los EE. UU. se espera un 20 %

- En Japón podemos esperar un buen servicio, pero se deben dejar propinas

- Italia tiene una tarifa de servicio oficial conocida como "coperto"

- Si son voluntarias, las propinas no están sujetas a impuestos

¿No quieres perder propinas pero quieres aceptar pagos con tarjeta? Consulta más información sobre nuestros datáfonos con función de propinas aquí.

Empieza ya